Portada » La industria trabajó en mayo al 61,5% de su capacidad instalada

La industria trabajó en mayo al 61,5% de su capacidad instalada

Por el contrario, los bloques sectoriales que se ubicaron debajo del nivel general, fueron encabezados por “productos alimenticios y bebidas” (59,1%), “productos textiles” (52,3%), “productos del tabaco” (52,3%), “productos de caucho y plástico” (50,5%), “edición e impresión” (50,2%), “metalmecánica excepto automotores” (49,8%) y la “industria automotriz” (44,6%).

De cara a lo que pueda ocurrir en los próximos meses, analistas consultados por Ámbito coincidieron en que “los primeros indicadores de junio son alentadores”. “Despachos de cemento crecieron 20% interanual y se ubicaron por encima del 2019; el Índice Construya, vinculado a la demanda de insumos para la construcción, también creció un 6,5% frente a mayo. Y el de la producción automotriz, que marcó el segundo mes de crecimiento, está superando los niveles prepandemia. Es decir que los primeros indicadores de junio, en el corto plazo, son que la recuperación volvió después de mayo. Esa recuperación en la industria, podría permitir en los próximos meses a volver a los niveles de la prepandemia”, remarcaron.

Esa lectura coincide con la realizada por el Gobierno. De hecho, el ministro de Desarrollo Productivo Matías Kulfas sostuvo ayer que “existen muy buenos indicadores anticipados de la actividad industrial en junio” y remarcó: “Esperamos que esto se vaya fortaleciendo mientras la segunda ola vaya cediendo”.

Detalle sectorial

Al analizar la situación actual y los niveles de producción de los distintos sectores, el presidente de Industriales Pymes Argentinos (IPA) Daniel Rosato, sostuvo a Ámbito: “En general, todos los sectores están produciendo. Algunos casos, muy específicos, están produciendo al 50% o 60%. Pero en general, en el promedio de junio y lo que va de julio, están por encima. En algunos casos, incluso superan el 80%”.

Rosato analizó el caso de la producción de productos de consumo masivo: “En algunos sectores del consumo masivo cayó un poco. Los productos de mayor precio cayeron hasta un 25% y repuntó en los productos de menor precio. Eso tiene que ver con un menor poder adquisitivo de los trabajadores. En productos alimenticios, por ejemplo, un fabricante de snack está trabajando al 50%, porque no se trata de un producto de primera necesidad. Estos últimos sí se sostienen, porque la gente deja de comprar cosas para volcarse a lo esencial”.

En tanto, en cuanto al sector de línea blanca detalló que “está trabajando muy bien”: “Se debe a que el control de las importaciones potenció el mercado interno y todas las empresas están trabajando para abastecer esa demanda. También ayudaron al respecto los planes de cuotas, que potencian el consumo. Algo similar pasa con los fabricantes de muebles, por ejemplo”.

Finalmente, el presidente de IPA sostuvo que “el sector autopartista también está trabajando en buen nivel, lo mismo que el sector metalúrgico”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.