Portada » Confirmado: este año tampoco habrá Oktoberfest en Villa General Belgrano

Confirmado: este año tampoco habrá Oktoberfest en Villa General Belgrano

Por la situación de pandemia, Villa General Belgrano suspendió por segundo año consecutivo su Fiesta Nacional de la Cerveza, el principal evento de su calendario. La Oktoberfest, es además, el evento más convocante de Córdoba fuera de la temporada de verano.

En 2019, se realizó la edición 56° de la Oktoberfest, que venía sin interrupciones desde sus inicios.

Pero en 2020 el coronavirus lo cambió todo y obligó a la cancelación del evento por primera vez en más de medio siglo de historia. Es la fiesta popular más importante del valle de Calamuchita y la de mayor impacto económico y turístico en la región.

Para la edición 2021, si bien el Gobierno provincial había autorizado un aforo de cuatro mil personas dentro del predio cervecero, el gran temor es que la fiesta se traslade a las calles (como ocurrió históricamente) y se torne inviable ejercer un control adecuado.

El intendente Oscar Santarelli anunció la suspensión, consensuada con instituciones y cerveceros. La fecha original del feriado del 12 de octubre ya se había postergado meses atrás, imaginando una opción más recortada para el fin de semana largo de noviembre, buscando de ese modo más margen para una posible realización. Pero finalmente esa segunda opción también quedó descartada ahora.

“El ánimo siempre fue tratar de hacer la fiesta, sabemos lo que representa para la historia de nuestro pueblo y la cultura y lo que derrama económicamente”, aclaró la secretaria de Turismo y Cultura municipal, Gabriela Cachayu, en declaraciones al canal local El Sauce.

Sin embargo, las condiciones no estuvieron dadas para un evento que supo cortar más de 50 mil tickets en un puñado de días y que duplicaba esa cantidad de gente en sus calles.

“Nos autorizaron un aforo como máximo de cuatro mil personas en el predio y es un número muy bajo para lo que nosotros conocemos y tampoco despertaríamos el interés de puesteros y de cerveceros”, apuntó el intendente.

Sin embargo, el inconveniente central es otro: el riesgo latente de desborde en las calles. “En el mejor de los casos vamos a poder reunir a cuatro mil personas en el predio, pero la fiesta se va a armar en el centro, en la calle principal, en las adyacentes, en el arroyo y ahí se transformará en algo incontrolable”, sostuvo Santarelli.

“No nos podemos apostar en la ruta y decir usted entra y usted no”, agregó el intendente.

El funcionario recordó que por la pandemia también se suspendieron las otras dos grandes fiestas de la cerveza del mundo, como la de Alemania y la de Brasil.

Santarelli dijo que, el temor es que, si la fiesta se hace y “explotan” las calles, se desborde el sistema sanitario y afecte luego la temporada de verano, a pocos días de su inicio.

Sostuvo a su vez, que desde la reapertura turística la actividad está funcionando “muy bien” en el pueblo cervecero.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar La Voz para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Fuente: La Voz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.