Listen on Online Radio Box! Fm Glaciar Fm Glaciar

La opinión casi unánime es que el Brexit, perjudicará al Reino Unido. En principio, su salida de la U.E., es una secesión moderna.

¿Qué pasó con la descolonización mundial que se produjo entre 1800 y 1970, que se materializó en múltiples secesiones? La historia presenta situaciones dispares. Estados Unidos prosperó en paz y libertad sin la tutela de Inglaterra, pero en otros casos (Haití) la guerra civil y la pobreza se instalaron; es claro que el éxito del independiente dependió de su gestión posterior. Existe, por otro lado, el convencimiento de que los países colonizadores se enriquecieron expoliando a los colonizados.

En verdad, para ejercer el dominio hubo que asumir costos (armas, tropas etc.) que soportó toda la población pagando sus impuestos; el beneficio del vasallaje retornó al gobierno o a las clases dominantes del conquistador y no a la mayoría.  

El erudito Benjamin Disraeli, dos veces primer ministro británico, sostenía que tener colonias era un lastre para el tesoro; la liga de Manchester (1838), a su vez, fue la voz del antiimperialismo, en pleno auge imperial británico. Abogaba por el libre comercio, basándose en la economía clásica. El librecambismo manchesteriano se opuso al intervencionismo y la política colonialista del Imperio.

Los manchesterianos apoyaban la expansión del comercio pero rechazaban los métodos victorianos, las campañas militares y la anexión de territorios. Es que, entre el costo del coloniaje y el comercio limitado, los industriales de Manchester pagaban más impuestos y la población pagaba precios más caros de todos los productos.

Lo comprobable, además, es que la descolonización no afectó la economía de las metrópolis; es que el coloniaje o el imperialismo tienen lógica política y no económica.

La Unión Europea es un macro estado creado a partir de 2013 según acuerdo suscripto en Maastricht, en los Países Bajos; hoy tiene más de una decena de “instituciones” y una veintena de agencias: tiene un costo anual de más de 150.000 millones de euros.

Los acuerdos previos procuraron asegurar la paz entre Gran Bretaña, Francia y Alemania mediante la interdependencia comercial; esto ya se logró hace décadas. La situación actual es lo más parecido a una sujeción de los países de menor importancia, impedidos de practicar su propia política monetaria y fiscal, resultando vasallos de los dictados de Maastricht, ya que la mayoría franco alemana en el parlamento, impone las normas. Nada más parecido que un moderno coloniaje, a un costo de 400 euros anuales promedio por cada europeo.

El resultado económico es desalentador: mientras entre 2012 y 2021 el PBI per cápita mundial creció de US$2.700 a 5.800 anuales, en la UE el incremento fue de US$ 30.000 a 36.000; un magro 20% contra un más de un 100%.

La inversión en formar el macro estado, soportado mayormente por Alemania y Francia, no parece ser un buen negocio para Europa, aunque puede serlo para algunos estados o empresas y seguro lo es para la burocracia de la U.E.

El rescate de Disraeli y los manchesterianos luce necesario. Más que el crecimiento de los estados, lo que ha desatado el desarrollo, es la libertad y el orden: en Europa se vive una “sensación” de libertad por el tránsito sin restricciones de personas y bienes, pero el resultado económico es y será inferior al mundo por la uniformidad rígida de las regulaciones del gobierno comunitario.

Gran Bretaña, el colonizador más grande de la historia mundial, ha resuelto independizarse del coloniaje de la Europa decadente y vive una auténtica libertad: ¿volverá a ser el motor mundial que fue? Es casi imposible ya que ha perdido toda ventaja comparativa: lo cierto es que ahora depende de sí misma.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.