Ministro brasileño: «Si todos van a la corte para vacunarse, no habrá dosis para todos»

Compartí este articulo!
El ministro de Salud de Brasil, Marcelo Queiroga, advirtió hoy que “si todos” buscan una definición judicial para lograr ser vacunados contra el coronavirus “no hay dosis para todos”

El ministro de Salud de Brasil, Marcelo Queiroga, advirtió hoy que “si todos” buscan una definición judicial para lograr ser vacunados contra el coronavirus “no hay dosis para todos”

El ministro de Salud de Brasil, Marcelo Queiroga, advirtió que “si todos” buscan una definición judicial para lograr ser vacunados contra el coronavirus “no hay dosis para todos”, reconoció dificultades con la segunda dosis de Coronavac, del laboratorio chino Sinovac, y remarcó que “sería mejor” si se respetara el Plan de Inmunización inicialmente acordado.

«Hay una dificultad con esa segunda dosis», apuntó el ministro durante una presentación en el Senado, en la que explicó que el retraso de la llegada de insumos desde China impide que el Instituto Butantan de San Pablo pueda fabricar nuevas dosis en el ritmo necesario.

El ministro reconoció que la escasez de vacunas (que obligó a paralizar la campaña a varias ciudades) se debe a “una directriz que el Ministerio de Salud dio en marzo”, que autorizó a los estados y municipios a usar las vacunas que guardaban para la segunda dosis como primera dosis, para acelerar la inmunización.

Al responder a preguntas de los senadores, Queiroga también explicó que en las últimas semanas el Gobierno no rebajó los objetivos de inmunización iniciales, sino que retiró del cronograma de vacunas las que fueron rechazadas por la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa), como la india Covaxin, de la que se esperaban 20 millones de dosis.

La mayoría de los senadores que interpelaron al ministro lamentaron que en Brasil la campaña de salud avance más lentamente que en otros países y pidieron que el Gobierno se involucre más, no sólo comprando más inmunizaciones, sino también lanzando una campaña de concientización a nivel nacional para estimular la vacunación, reportó la agencia Sputnik

Además, Queiroga criticó la judicialización del operativo de vacunación: “si todos van a la Corte (el Tribunal Supremo) no habrá dosis para todos; no es la judicialización lo que solucionará este problema. Lo que aquí resuelve esto son políticas públicas efectivas, que es lo que hemos intentado poner en práctica en el ministerio», alertó.

Detalló, según la estatal Agencia Brasil, que su cartera prevé que nuevas dosis de la vacuna CoronaVac sean distribuidas por el Instituto Butantan en 10 días.

«Si respetáramos el Programa Nacional de Inmunizaciones como se acordó en la [reunión] tripartita (Gobierno nacional, estados y municipios), sería mejor», insistió, y lamentó que “en el esfuerzo por contribuir a la vacunación, a veces hay presión para poner un grupo prioritario u otro”.

"Hay una dificultad con esa segunda dosis", apuntó el ministro durante una presentación en el Senado.

«Hay una dificultad con esa segunda dosis», apuntó el ministro durante una presentación en el Senado.

Queiroga criticó la polémica por la diferencia entre dosis distribuidas y las efectivamente aplicadas en el país.

Según el ministro, las estadísticas del Ministerio de Salud apuntan a más de 57 millones de dosis distribuidas y alrededor de 37 millones aplicadas, y la diferencia de 20 millones tiene que ver con que están reservadas para una segunda dosis y se mantienen.

“El caso es que esta disparidad entre dosis distribuidas y dosis aplicadas ha generado mucha polémica, mucha polémica en las redes sociales, y todo lo que no necesitamos en este momento es polémico. Necesitamos enviar un mensaje armonioso a nuestra sociedad”, enfantizó.

Mientras tanto, la Comisión Técnica Nacional de Bioseguridad, un organismo consultivo ligado al Ministerio de Ciencia, emitió un dictamen favorable respecto de la liberación comercial de la vacuna Sputnik V.

En un comunicado, el ministerio informó que la comisión «aprobó la liberación comercial de la vacuna denominada Gam-Covid-VAC», después de evaluar documentos complementarios aportados por la empresa União Química, que es el laboratorio autorizado a producir la vacuna en Brasil.

En tanto, para el coordinador de la Secretaría Ejecutiva de la Comisión Técnica de Bioseguridad, Rubens José do Nascimento, este es «el primer paso para que la Anvisa pueda analizar la petición de importación de este inmunizante, teniendo en nuestra deliberación la seguridad jurídica y biológica de que este producto atenderá requisitos importantes para su uso».

La luz verde de esta comisión no significa que la vacuna pueda usarse en Brasil, ya que esa decisión corresponde a Anvisa, que tiene plazo hasta el 28 de abril próximo para analizar la vacuna Sputnik V, recordó hoy el ministro de Ciencia, Marcos Pontes.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: