Espionaje ilegal. Melo expuso irregularidades sobre la cadena de custodia de los celulares y los peritajes, pero no respondió preguntas

Compartí este articulo!

Picante. Así empezó la nueva ronda de indagatorias -vía Zoom- en la causa por presunto espionaje ilegal macrista, que fue inaugurada este viernes por Facundo Melo. Si bien se negó a contestar preguntas, el ex espía aprovechó la oportunidad para denunciar irregularidades en torno a la cadena de custodia y los peritajes de sus teléfonos, como así también en la confesión del narcotraficante Sergio «Verdura» Rodríguez que dio inicio al expediente.

Sobre éste último punto, incluso, Melo mencionó la nota publicada hoy por este periodista que prueba que Rodríguez no participó del atentado contra el ex funcionario José Luis Vila que se atribuyó al declarar en una tercera indagatoria ante el juez federal Federico Villena.

«Hace minutos, antes de esta audiencia, tuve la oportunidad de ver una noticia -en PeriodismoyPunto, creo que es- donde dan cuenta de fotografías de la investigación que llevó (el juez) Ramos por ese explosivo. Lo que se puede ver fácilmente es que la persona que supuestamente tenía una bufanda muy grande colocada, camperón negro, y no sé si tenía gorro de la nada o algo por el estilo. Así que, evidentemente, no era Verdura», dijo.

Pero el plato fuerte de su exposición llegó cuando planteó las irregularidades en torno a la cadena de custodia de sus teléfonos celulares y al nuevo peritaje ordenado, semanas atrás, por el juez Augé -a pedido de la fiscalía- al marcar que:

  • Al ser allanado, el pasado 15 de abril, se le secuestraron dos celulares que -a las 13.35- fueron colocados dentro de un sobre de papel madera identificado como «celulares Melo 1 y 2», el cual fue «cerrado y firmado», según consta en el acta del operativo que se encuentra en la foja 58 del expediente. Pero al realizarse el acta de apertura, a las 15.05 del mismo día, se deja constancia que el sobre ya no era de papel madera sino blanco y la leyenda decía «celular Melo 1 y 2».
  • «En el acta de foja 58, que es la misma de este acta de allanamiento a la que estoy haciendo mención, describen el número de IMEI (…) y, un día después, en el informe técnico de foja 142, del 16 de abril, describe el informe técnico: ‘IMEI no visible, ya que no posee su etiqueta de datos’. Es decir, no sólo me cambiaron el sobre; no sólo cambió el color del sobre; no sólo cambió la leyenda del sobre; sino, que, de tener un IMEI pasaron a sacar la etiqueta de datos».

Sin embargo, esto no fue todo. Ante esta situación, Melo comentó que decidió presentar un perito de parte «para corroborar la prueba» ya que -aseguró- hoy desconoce «todos y cada uno de los mensajes» de su teléfono. La pericia fue fijada para este jueves. Pero cuando su perito se presentó para presenciar las tareas que se realizarían en el móvil, advirtió que la pericia ya se había realizado «uno o dos días antes».

Lo declarado por el ex agente, quien tras cerrar su exposición anticipó que no contestaría preguntas, quedó registrado en la constancia de trabajo elaborada por la Dirección de Criminalística y Estudios Forenses de Gendarmería Nacional, que específicamente se concretó el 31 de agosto. Tres días antes de la fecha establecida por la Justicia. El tema incomodó a la fiscal Cecilia Incardona, quien terminó cruzándose con el defensor de Melo.

Apoyá a los que luchamos por el derecho a la verdad. En los medios financiados por el poder, difícilmente la encuentres. Hace click acá, y suscribite a PyP.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: